Hoteles en Mallorca | Grupotel Hotels & Resorts

DESTINOS

Mallorca

Una isla al abrigo del Mediterráneo en el que la luz y la calma son las dos notas dominantes, todo esto y mucho más es Mallorca. Considerada por muchos uno de los lugares más bellos de nuestro país, Mallorca es un lugar en el que perderse es algo más que una experiencia, es un auténtico placer. Vivir la isla pasa por descubrir cada cala y cada parque natural, admirar el azul turquesa de nuestro mar y maravillarse con las vistas de la Serra de Tramuntana. Para que disfrute de sus días de descanso como nunca, en Grupotel Hotels & Resorts le descubrimos los imprescindibles de la isla de la calma.

Una isla llena de secretos
Mallorca es una isla de contrastes. Déjese llevar por su entorno gótico y modernista y descubra por qué la isla es el lugar de descanso de la jet set mundial o el plató de infinidad de películas y cortometrajes. ¿Por dónde empezar? Por un paseo submarino en aguas de Andratx, una comida en el Puerto de Sóller o con un atardecer en el bellísimo Cap Formentor.

El templo del sol

Más allá de su indiscutible historia, de su peso como destino turístico y de la belleza natural de su entorno, Mallorca es sol. Un lugar perfecto para quienes disfrutar de las comidas al aire libre y los baños de sol infinitos en escenarios como Playa de Muro, Camp de Mar o Cala San Vicente.

    
Playa de Muro, al norte de Mallorca, es un must a tener en cuenta para los que quieran conocer el encanto de las playas.

La Mallorca imprescindible
Visitar la antigua Lonja de la Mercadería, mezclarse con sus habitantes y participar de los mercados locales como el de Sineu, disfrutar de algunas de sus panorámicas con un buen vino de la tierra o regalarse una tarde de compras por las calles más bellas del centro de Palma son opciones perfectas para captar la esencia de la isla. Una isla abierta, histórica y multicultural que siempre sienta bien, un lugar en el que es imprescindible ser feliz, descansar y disfrutar. 

Lugares que ver en Mallorca

    
Descubra la Catedral de Mallorca (La Seu) y los patios de las antiguas casas señoriales de Palma durante sus vacaciones.

Planes que hacer en Mallorca

Serra de Tramuntana
Serra de Tramuntana
Castillo de Bellver
La tranquilidad del puerto
Postal clásica de molinos
Postal clásica de molinos
El campo mallorquín
Caló des Moro

Cala Bona - Son Servera

Cala Bona es un pequeño rincón de mar de la costa Este de Mallorca, impregnado de aires marineros, tradición y gente que rebosa hospitalidad. Antiguo pueblo de pescadores, hoy en día Cala Bona es famosa por su puerto deportivo que reúne a imponentes yates y embarcaciones de recreo de todo el mundo durante los meses de verano y por sus excelentes zonas de baño, ideales para unas vacaciones de relax en pareja o con los niños.

Aunque es uno de los lugares más preciados por los turistas para sus días de descanso, Cala Bona sigue siendo un lugar tranquilo en el que disfrutar de un refugio de paz, sol y buena gastronomía, donde hay mil planes para hacer, lugares que recorrer y patrimonio que admirar. Desde Grupotel Hotels & Resorts le proponemos una pequeña hoja de ruta con la que podrá conocer a fondo esta maravillosa costa del Levante de Mallorca.

Qué ver y qué hacer en Cala Bona

  • Son Servera: el municipio al que pertenece la zona de Cala Bona es Son Servera, un idílico pueblo típico mallorquín de interior, cuyo casco antiguo lleva el ritmo de los tiempos pasados, callado y tranquilo. La vida más animada se encuentra en la plaza de Sant Jordi, donde está la visita a la Iglesia Nova, que lleva la firma de uno de los alumnos de Antonio Gaudí, Joan Rubió.
  • Poblado de S’Illot: los amantes de la arqueología no pueden dejar de visitar el que es uno de los poblados talayóticos del Mediterráneo mejor conservados. Esta zona protegida de más de 3.000 años de antigüedad, que está a solo 10 minutos de nuestro hotel Grupotel Mallorca Mar, es un paraje perfecto para fotografiar.
  • Días de sol y playa: las playas y calas que rodean Cala Bona son perfectas para el baño. Tranquilas, poco profundas, con finísimas arenas, destacan entre todas Sa Coma, las calitas de la zona de Costa de los Pinos, Cala Millor y las más naturales: Cala Marjal y Es Raolí.

Son Servera
Son Servera
Es Raolí
Son Servera

Cala Ratjada

Aires marineros, tranquilidad, diversión, gastronomía, tradición y naturaleza. Si hay un lugar de Mallorca donde se puede encontrar absolutamente todo para unas vacaciones en familia, en pareja o con amigos, éste es el pueblecito costero de Cala Ratjada.

Cala Ratjada tiene una ubicación privilegiada, en el extremo más norte de la costa Este de Mallorca, ofreciendo las mejores vistas que se pueden tener de Menorca desde la mayor de las Baleares. De ambiente siempre agradable y acogedor, con vida durante todo el año, destaca por su activo puerto de pescadores que permite a los locales y visitantes disfrutar de excelentes productos recién traídos del mar.

Qué ver y qué hacer en Cala Ratjada

  • Plaza de los Pinos: el corazón del pueblo, donde pasa todo y por donde todos pasan. Aquí se celebra un mercado semanal en el que podrá comprar desde frutas, verduras y embutidos a ropa, artesanía y todo tipo de complementos.
  • Punta des Carregador: una de las zonas naturales más hermosas de la costa Este de Mallorca y que se encuentra a escasa distancia de nuestro hotel en Cala Ratjada, Sensimar Aguait Resort & Spa. Ideal para disfrutar de pequeñas excursiones al aire libre a pie o en bicicleta.
  • Las mejores calas: las playas y calas del entorno de Cala Ratjada son algunas de las más naturales que se pueden encontrar hoy en día en Mallorca. Aguas tranquilas, fondos tendidos y poco profundos junto a la costa, envueltas entre pinares… Si está alojado en nuestro hotel Sensimar Aguait Resort & Spa tendrá a mano Canyamel, Cala de Can Beato, Cala Pedruscada, la playa de Son Moll, Cala Gat y Cala Agulla.
  • Comer mirando al mar: el paseo de Cala Ratjada es uno de los más famosos de Mallorca puesto que discurre por todo el litoral del pueblo, desde el puerto hasta prácticamente nuestro hotel Sensimar Aguait Resort & Spa. Está salpicado de restaurantes y cafeterías en los que probar todo tipo de cocinas del mundo.

Cala Gat
Cala Gat
Vistas desde Sensimar Aguait Resort
Es Carregador

Cala San Vicente

Las vacaciones son para escapar de la rutina y del frenesí de la ciudad, así que nada mejor que esconderse del bullicio en un pueblecito de la costa mediterránea, en medio de la espectacular Serra de Tramuntana y a un paso de la maravilla natural de cabo de Formentor. Este refugio antiestrés del que hablamos es Cala San Vicente, uno de los destinos en Mallorca más románticos, tranquilos y discretos que se pueden encontrar.

Ubicada justo entre Pollença y el Puerto de Pollença entre montañas, Cala San Vicente es un rincón turístico de primer orden pero en el que se conserva todo el encanto de su pasado marinero. Por ello, pasear por sus calles, bañarse en sus calas de rocas y arena finísima y comer en sus restaurantes tradicionales es como volver atrás en el tiempo, sin prisa, sin más preocupación que la de hacer de cada momento algo único.

Qué ver y qué hacer en Cala San Vicente

  • Navegar por el Mediterráneo: su pasado como pueblo de pescadores hace de Cala San Vicente un lugar ideal para alquilar un pequeño barco y navegar por su maravillosa costa. Los grandes acantilados de la Serra de Tramuntana ofrecen una vista espectacular desde el agua y permite llegar a calas de difícil acceso por tierra.
  • Visita al faro de Formentor: es una de las visitas obligadas durante cualquier viaje a Mallorca y más si se elige el noroeste de la isla como base de operaciones. Desde el hotel de Cala San Vicente de Grupotel Hotels & Resorts se puede llegar en menos de media hora a la cima y disfrutar de sus impresionantes vistas al mar.
  • Aventuras en Puerto Pollença: para romper con la calma y la paz que imperan en Cala San Vicente, nada mejor que planear una jornada de compras, gastronomía y deporte en la zona del puerto de Pollença. Tanto de día como de noche, el Port de Pollença es un auténtico hervidero de planes.
  • Pollença histórica: callejuelas, placitas llenas de terrazas, pequeñas tiendas con productos locales de toda la vida, artesanía y regalos, restaurantes tradicionales, monumentos… Años y años de historia hablan desde las piedras del centro de Pollença, un pueblo que mantiene intacto su carácter de otros tiempos.

Cala San Vicente
Cala San Vicente
Formentor
Puerto Pollença

Playa Camp de Mar

Cuando se habla de esa Mallorca de lujo, de ambiente selecto y lleno de lugares exclusivos en los que descansar y disfrutar alejados de los curiosos hay un rincón de la isla que destella con luz propia: Camp de Mar. Una zona de una belleza increíble formado por calas y pinares mediterráneos que dan un aire de paz y calma casi mágico.

Los servicios en la zona de Camp de Mar, que pertenece al municipio de Andratx, son de primer nivel de ahí que sea un lugar único el que perderse y disfrutar. Esta pequeña población está perfectamente comunicada con Palma (a poco más de media hora en coche) y ofrece todo tipo de posibilidades de ocio: desde restaurantes gourmet a rutas de senderismo por algunos de los paisajes más bellos de la Serra de Tramuntana.

Qué ver y qué hacer en Camp de Mar

  • Rutas naturales por el Galatzó: la zona de Paguera está distribuida entre el mar y las montañas de la Serra de Tramuntana. Desde aquí se pueden realizar algunas de las rutas de senderismo por el Galatzó más interesantes. Las hay de varios niveles, para que los que tengan niños también puedan disfrutarlas.
  • El puerto de Andratx: uno de los lugares más exclusivos de Mallorca que todavía funciona como puerto de pescadores tradicional. Esta localidad costera que reúne lo mejor de lo mejor en galerías de arte, boutiques, tiendas de artesanía, campos de golf, locales nocturnos de lujo y restaurantes de alto nivel.
  • Travesía en barco a la isla de Dragonera: una de las experiencias más agradables para vivir en Mallorca es navegar y ver la isla desde el mar. En la zona de Camp de Mar se puede tomar un barco o catamarán en el puerto de Andratx y, en un pequeño trayecto, llegar al islote que corona el extremo oeste de la isla.
  • Un vermú en Sant Elm: un poco más allá de Camp de Mar y el puerto de Andratx está el pueblecito de Sant Elm, justo frente a la isla Dragonera. Tradicional y acogedor, cuenta con una playa ideal para el baño tranquilo y con decenas de bares y restaurantes en los que disfrutar de unas tapas y un vermut con el mejor ambiente.

Camp de Mar
Camp de Mar
Sant Elm
Puerto de Andratx

Can Picafort

Amaneceres con vistas a la impecable bahía de Alcudia, caminar por la playa de Muro y Son Bauló, saborear una paella con los pies en la arena con la brisa del Mediterráneo refrescando el ambiente, salir en bicicleta a disfrutar del paisaje… Can Picafort es un lugar lleno de planes y posibilidades para disfrutar de unas vacaciones con amigos, en pareja o con los niños. Tranquilo y de ambiente local, es puro relax, sol y playas.

Famosa por sus fiestas populares y por sus tradiciones, Can Picafort es una de las zonas de veraneo por excelencia. Aquí se pueden encontrar todo tipo de servicios para vivir al máximo lo que Mallorca puede ofrecer: gastronomía, diversión para niños y mayores, largas playas de arena, chill outs junto al mar y chiringuitos, parques… Disfrútelo todo siguiendo las pistas que le damos desde Grupotel Hotels & Resorts.

Qué ver y qué hacer en Can Picafort

  • Playas infinitas: poco o nada tiene que envidiar al Caribe la costa de Can Picafort y es que las aguas de las playas de Muro, Son Bauló y Son Serra de Marina son un lienzo azul turquesa rodeado de arenas blancas finísimas que reflejan la luz del sol como ningunas.
  • Parque de Son Real: escondida en la costa norte, pegada al mar, la finca de Son Real es uno de los lugares más antiguos y naturales mejor conservados de Mallorca. En ella se pueden ver todo tipo de especies animales en libertad y vegetación típicamente mediterránea. Los amantes del senderismo disfrutarán como nunca.
  • La necrópolis de Son Real: además de playas dignas de catálogo y de ese ritmo de vídeo que hace de Mallorca un lugar especial, Can Picafort es el lugar en el que toma base la famosa necrópolis que se puede visitar en la finca de Son Real. Visitar estos restos con tantos siglos de historia es una experiencia altamente gratificante que no puede dejar de vivir en su visita a la isla.
  • Iglesia de Santa Margalida: muy cerca de Can Picafort está la localidad de Santa Margalida, uno de los pueblos de interior más auténticos y tradicionales de Mallorca. En su centro, la iglesia se levanta como el mayor vigía de las rutinas diarias de sus habitantes desde el siglo XIII, dando forma a su historia.

Playa
Playa
Necrópolis de Son Real
Playa y plaza Cervantes

Paguera

Paguera es ese rincón de la costa oeste de Mallorca en el que poder desconectar de todo y dejarse llevar por los auténticos placeres de la vida: la tranquilidad de las mañanas envueltas en sol, los baños en el Mediterráneo, las comidas en familia junto al mar, las tardes de siestas interminables, las noches llenas de vida… Una propuesta irresistible para todo el que quiera un destino donde encontrar de todo, sin complicarse.

Esta zona de playas y calas escondidas está dentro del municipio de Calvià y muy cercana a Palma (a una media hora en coche) lo que la convierte en una de las más recurridas por turistas y locales para disfrutar de sol. Sus completos servicios, la gran variedad de bares y restaurantes así como de planes para niños y mayores hacen de Paguera el plan de verano más recomendable si se viaja en familia a Mallorca.

Qué ver y qué hacer en Paguera

  • Una paella sobre el mar: cerca de la playa de Paguera y de la hermosa cala de Fornells existen varios restaurantes ubicados en las laderas y acantilados que dan al mar. Con espléndidas terrazas ofrecen una oportunidad única de disfrutar de la gastronomía con las mejores vistas imaginables.
  • Circuito multiaventura: en la reserva Natural de Es Galatzó está uno de los circuitos de multiaventura más completos y entretenidos de Mallorca. Un parque al aire libre, totalmente natural, donde se han implementado juegos como la tirolina o las cabañas de madera en los árboles.
  • Largas playas y calitas escondidas: Paguera es un conjunto de todo, es como una Mallorca en pequeñito: tiene montaña y tiene enormes playas de arena (Palmira, Torà y La Romana) pero también calas secretas y prácticamente vírgenes como las de S’Olla, el Caló de ses Llises o la cala de El Toro.
  • Brindis al caer el sol: entre sus playas y calas se abren al mar también algunos de los beach clubs más exclusivos de la isla. Creados sobre las terrazas naturales de las rocas, son miradores de excepción desde los que contemplar plácidamente cómo cae el sol con un delicioso cóctel en la mano.

Playa
Playa
Naturaleza
Atardecer

Playa de Muro

La playa más increíble que se pueda imaginar, donde el Mediterráneo adquiere toda su esencia, donde la diversión se mezcla con la calma más absoluta y la naturaleza lo cubre todo con su abrazo protector. Así es la playa de Muro, el gran arenal del norte de Mallorca, el paraíso de vacaciones para familias con niños, grupos de amigos y parejas que buscan relax.

Con servicios turísticos de primer nivel, Playa de Muro ha sabido crecer con los tiempos y adaptarse a las necesidades de todo tipo de viajeros, especialmente los que disfrutan con los deportes al aire libre, el mar y la buena gastronomía. Aquí encontrará las mejores rutas de cicloturismo, parques acuáticos para los niños, bares, mercados, restaurantes… Siga la guía de Grupotel Hotels & Resorts y viva unos días inolvidables.

Qué ver y qué hacer en Playa de Muro

  • Atardeceres mediterráneos: tumbado en la playa o disfrutando de un delicioso cóctel en una de las terrazas o clubes chill out que hay cerca de nuestros hoteles en Playa de Muro -Grupotel Los Príncipes & Spa, Grupotel Alcudia Suite, Grupotel Amapola, Grupotel Parc Natural & Spa y Grupotel Natura Playa-, la puesta de sol es el momento perfecto para brindar, dejarse llevar y dar la bienvenida a las noches más animadas de Mallorca.
  • Actividades para niños: además de tener el mayor parque acuático del norte de Mallorca, la zona de Playa de Muro donde se encuentran los hoteles de Grupotel está repleta de áreas de juegos infantiles, parques y propuestas para la diversión infantil: paseos en pony, excursiones por Aucanada, clases de vela y kayak...
  • El mayor humedal de Mallorca: muy cerca del núcleo de Can Picafort está el gran Parque Natural de S’Albufera, con decenas de senderos para recorrer en bicicleta o caminando y donde los aficionados a la observación de aves encontrarán el escenario perfecto para disfrutar de cientos de especies distintas.
  • Paella en la playa: a lo largo de toda la playa de Muro y de Alcudia, que son las más largas y naturales de la zona norte junto con la de Son Serra, existen decenas de chiringuitos y restaurantes playeros que ofrecen la posibilidad de degustar una deliciosa paella con los pies en la arena. Sangría o vino blanco fresco serán el acompañante ideal.

Vista aérea Playa de Muro
Vista aérea Playa de Muro
Parque Natural de s´Albufera
Playa

Playa de Palma

Playa de Palma es la gran zona turística de Mallorca donde cada año se dan cita miles de personas para disfrutar del sol, la calma de la isla, el ambiente mediterráneo y las fiestas más divertidas. Es la gran playa de la capital de las Islas Baleares, la más próxima al aeropuerto de la isla -apenas a unos diez minutos- y la que perfila buena parte del litoral de la bahía. Un lugar desde el que descubrir Mallorca con total comodidad.

Con todo tipo de servicios destinados al entretenimiento y el disfrute del sol, la Playa de Palma se extiende a lo largo de varios kilómetros, con un gran paseo marítimo dividido en Balnearios (pequeños bares a pie de playa), hasta llegar a la zona de S’Arenal, que ya no pertenece a Palma sino al municipio vecino de Llucmajor.

Qué ver y qué hacer en Playa de Palma

  • Cicloturismo: el carril bici de Palma llega directamente desde la zona baja de la Catedral, en el centro de la ciudad, hasta el final de la Playa de Palma. Unos 15 kilómetros de ruta que discurren siempre al lado del mar, pero, además, desde esta gran playa salen varias de las rutas de cicloturismo del sur de Mallorca.
  • Las calas del sur: desde la parte más próxima a S’Arenal, en apenas unos minutos en coche, existen numerosas calas típicamente mediterráneas escondidas entre acantilados, vegetación y roca y con aguas limpísimas. Un poco más allá, Cala Pi y el impresionante faro del Cap Blanc.
  • Un viaje submarino: al principio de Playa de Palma, en la zona que se conoce como Can Pastilla, se encuentra uno de los mayores acuarios de Europa. Un lugar con el que disfrutar de una agradable jornada con los niños conociendo los secretos del mundo marino y admirando los impresionantes tiburones.
  • ¡Al parque acuático!: las vacaciones en Playa de Palma tienen un punto de encuentro indispensable para todos los que viajan con niños: el parque acuático. A solo cinco minutos de la zona de hoteles, este recinto de diversión acuática hará las delicias de grandes y pequeños.

Playa de Palma
Playa de Palma
Paseo
Cala Pi

Puerto de Alcudia

Alcudia es la villa medieval por excelencia de Mallorca. Pero, además de un centro histórico amurallado que protege en su interior casas tradicionales y palacetes típicos, Alcudia posee una zona de puerto que tiene entidad propia, de hecho ofrece todos los servicios y un montón de posibilidades de disfrute, además de la gran playa de Alcudia.

El Puerto de Alcudia (Port d’Alcúdia en catalán) tiene ese halo de pueblecito costero que crece mirando siempre al mar. Su paseo marítimo es uno de los más animados del norte de Mallorca, con mil opciones para disfrutar de una comida junto al mar, ir de compras, jugar con los niños o salir a divertirse con los amigos cualquier noche de verano. Al lado, la playa de Alcudia. Simplemente espectacular.

Qué ver y qué hacer en Puerto de Alcudia

  • Ruta de tapas: la zona del puerto y la playa de Alcudia es un hervidero de bares, restaurantes, tabernas y terrazas sobre el mar en las que poder degustar algunas de las recetas tradicionales de la gastronomía de Mallorca, probar las típicas tapas o, incluso, regalarse una cena romántica a los pies del Mediterráneo.
  • Excursión en kayak: desde la zona de S’Aucanada o bien directamente desde la playa de Alcudia se pueden alquilar kayaks con los que recorrer todo el litoral de la bahía. Las mejores rutas son las que van desde Puerto Alcudia a la bahía de Pollença y la zona de La Victoria, donde hay cuevas y pequeñas calas escondidas.
  • Visitar la Ciudad Romana de Pollentia: uno de los lugares en los que conectar directamente con las raíces romanas que se conservan intactas en la villa de Alcudia. De las ruinas se puede visitar todavía y ver con claridad cómo era la zona de viviendas, el área del foro romano, el gran teatro… Además, hay un museo.
  • Las playas: a la gran playa de Alcudia que da forma a la bahía y enlaza directamente con la playa de Muro, cerca del puerto hay otros muchos arenales y calas en las que tumbarse a disfrutar del sol: cala Poncet, Aucanadacala del Coll Baix, Sa Caleta des Capitá, S’illot, Es Morer, Can Cap de Bou, Es Barcarés...

Puerto de Alcudia
Puerto de Alcudia
Atardecer en Es Barcarés
Coll Baix
El equipo de Grupotel Hotels & Resorts lleva más de 45 años a su servicio, siempre dispuesto a satisfacer sus deseos y necesidades. ¡Descubra la cara soleada de Baleares!

Por favor, comprueba tu email y sigue las instrucciones para confirmar tu suscripción.

Por favor, introduzca una dirección email válida.

Mensaje enviado

Su contraseña será enviada, revise su correo electrónico

Debe aceptar las condiciones del newsletter para continuar.

Esta cuenta no existe


Espere mientras procesamos su petición

Debe seleccionar una opción de reserva para cada habitación